Seleccionar página

Marca personal, sí, porque las marcas no sólo se crean para empresas. Consciente o inconscientemente creamos un identidad propia la cual proyectamos al exterior y construye la imagen que tienen los demás de nosotros.

Es un concepto relacionado al marketing que actualmente se aplica a las relaciones personales pero principalmente profesionales. La marca personal es tu sello, huella, identidad y todo aquello que te identifica y te hace único ante un mercado laboral competitivo y exigente, en el cual todos poseen formación, experiencia y habilidades especiales.

Estas características están constituidas por el lenguaje corporal, forma de vestir, tono de voz, discurso, identidad digital, estudios, experiencia y sobretodo cómo se aplican estas en la manera de desenvolverse en la sociedad.

De acuerdo a Paula Arce, consultora de Recursos Humanos, orientadora laboral y desarrollo de talento  “al considerarnos como una marca, tenemos que pensar cuál sería nuestro aporte de valor en un entorno específico y que nos permitirá un reconocimiento en el establecimiento de relaciones profesionales. Una marca personal debe ir adaptada a cada persona por lo que su esencia debe ser genuina, alineada con lo que realmente puedes ofrecer, no puede ser impostada”.

Ahora que lo sabes, pregúntate ¿de verdad estás proyectando lo que realmente eres?  Tus acciones y mensajes deben estar alineados a través de los distintos canales en que te comunicas y relacionas con la sociedad, tanto digitales como offline.

Crea tu marca personal

La marca personal no se construye de un día a otro, pero un proceso bien organizado puede marcar la diferencia. Investigando a profesionales del sector, Víctor Martín estratega del marketing, hace referencia a las fases necesarias para crear tu propia marca.

1. Defínete y diferenciate

Esta fase es de autoconocimiento, debes conocerte a ti mismo y luego encontrar cómo puedes diferenciarte del resto de profesionales en el mercado. No todo son títulos ¡hay más!  aptitudes, virtudes, puntos fuertes y experiencias que hayan logrado sacar lo mejor de tí.

Pregúntate:

  • ¿Quién eres?
  • ¿Cuál es tu historia?
  • ¿Cuáles son tus valores?
  • ¿Qué te hace diferente al resto de profesionales?
  • ¿Qué otras personas son tus referencias?
  • ¿Qué vas a ofrecer al mercado?

[Te puede interesar: Redes sociales ¿te buscan las empresas? ¿Cómo buscar empleo en la web?]  

2. Estrategia y objetivos

Saber qué quieres, a dónde vas y cómo es imprescindible para establecer la el plan a seguir: medios, canales…. Estudiar a las personas referentes en tu sector podría ayudarte a tener un día de dónde ir.

Pregúntate:

  • ¿Por qué quieres desarrollar tu marca personal?
  • ¿Dónde te ves en unos años?
  • ¿A qué territorios/sector de marca quieres que te asocien?
  • ¿Cuál será el mensaje que tu marca personal transmita?

3. Plan de acción y visibilidad

Debes tener en cuenta los canales: tanto en las redes sociales que mantengas un estilo único y mensaje coherente, como offline, que las personas con las que tienes relación en la web no te vean diferente en persona. Debes mantener el mismo comportamiento y valores que proyectas en todos los medios para generar una marca personal estable.

Pregúntate:

  • ¿Cuáles son los canales online y offline que vas a utilizar?
  • ¿Cómo medirás tus resultados?
  • ¿Cómo será tu logo, los colores que te definan, el tipo de letra que utilizarás siempre?
  • ¿Cuándo ejecutarás cada acción?
  • ¿Cuáles son las fechas límites que te marcas para lograr tus objetivos?
  • ¿Con quién debes conectar?

Ejemplos de marca personal

  • Michelle Obama: Ha construido su marca personal con base a una serie de valores como la educación, salud, apoyo a las mujeres y lucha contra la discriminación racial. Supo encontrar su espacio y crearse una imagen natural en base a su trabajo. 
  • Madonna: Es un ejemplo de saber reinventarse y adaptarse a los cambios de cada época para mantener su posición como referente en la industria musical y ser conocida por generaciones. 
  • Steve Jobs: Referente en cuanto a la innovación, ingenio y tecnología, supo cómo crear una gran empresa y mantenerse como un pilar, pese a circunstancias, liderando un sector competitivo y en constante evolución. 

Recordar que cada persona es especial y con cualidades diferente, por ello hacer llegar el mensaje de forma correcta es fundamental para sacar provecho de esas virtudes y tener éxito en cada uno de los objetivos.

¿Has trabajado en tu marca personal? ¿cómo? Estaré atenta a sus respuestas 🙂 

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn